Cuando la memoria falla

La mente humana puede perderse en los laberintos creados por el estrés, ya que este factor es el causante de las enfermedades de la época moderna, pues así como es detonante de la colitis, también es precursor de trastornos neurodegenerativos como el Alzheimer.

Bajo ninguna circunstancia es útil tener olvidos o lagunas mentales, sin embargo, si se considera que además del cúmulo de información al que estamos expuestos todos los días, también se debe sobrevivir a la carga de estrés cotidiana, resulta razonable que de pronto no nos acordemos de algunos eventos de moderada relevancia. Por ejemplo: olvidar un cumpleaños, dejar pasar una fecha de pago, no asistir a una cita, pues estos olvidos tendrán sus consecuencias, todas manejables y difícilmente catastróficas.

Al respecto, la doctora Argel Burgoa Martínez de Salud Pública en la Ciudad de México recomendó que para mantener la mente ágil, libre de estrés y por ende reducir la probabilidad de padecer olvidos, lo mejor es hacer ejercicio, ya que esto permite oxigenar a las neuronas y si éstas células están sanas, entonces será menos probable que desarrollen alguna enfermedad.

Otra recomendación que también está al alcance de tus manos es ir a comprar las viandas al mercado. ¡Ojo! Al mercado que esté más cerca de tu casa u oficina, ya que los vendedores no utilizan sistemas de cómputo o calculadora para hacer la cuenta de lo que debes pagar, todos los cálculos los hacen en la mente.

En realidad es sorprendente como estas personas mantienen su mente ágil, ya que al mismo tiempo en el que hacen la conversión para saber cuánto debes pagar por la cantidad de alimento que estas comprando (por ejemplo: medio kilo de manzana equivale a 14.25 pesos), también hacen la sumatoria total por cada uno de los productos que llevas a casa.

Trata de hacer mentalmente la suma de lo que compras con ellos, así además de mantener tu mente ágil estarás consumiendo productos de origen natural, lo cual alimenta a tus neuronas.

¿Quieres conocer más información? Te invitamos a ver el siguiente video de Conversando con México:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *