2 diciembre, 2019

La magia del trueque en México

México es un país sumamente rico, rico en tradiciones, en naturaleza, en magia y cultura. Con el paso de los años y la evolución de la sociedad poco a poco se han perdido o quedando en el olvido ciertas costumbres de nuestros antepasados. Si miramos un poco al pasado podemos ver como su estilo de vida era sumamente diferente al nuestro en muchas cosas, vivían más agradecidos con su entorno y en contacto con la naturaleza. 

Hoy en día en ciertos rincones de México aún se preservan costumbres y tradiciones del México antiguo, se pueden apreciar esos rasgos, como en la vestimenta, la comida tradicional, las lenguas indígenas, etc.

Una de esas costumbres y tradiciones es la del trueque, ¿habías escuchado esa palabra? 

Trueque de acuerdo con la RAE es : Intercambio directo de bienes y servicios, sin mediar la intervención de dinero.

Esto quiere decir que nuestros ancestros intercambiaban unas cosas por otras, algunos de ellos cambiaban semillas por flores, o pieles por joyas etc.

Manos sosteniendo granos de café

Aunque es una práctica muy antigua hoy en día en México aún existen lugares donde todavía se realiza. A continuación te compartiremos 5 lugares a los que puedes ir a realizar esta actividad. 

 

1.Cholula, Puebla.
Es aquí que una vez al año la plaza de la Concordia en San Pedro Cholula desde muy temprano se ponen puestos de artesanos, campesinos y productores locales que llevan sus productos a esta plaza con la finalidad de recrear una especie de tianguis prehispánico.

En la que se dan cita miles de visitantes que llevan ropa, alimentos enlatados y otras cosas que para hacer el intercambio. Aunque también hay quienes prefieren pagar con dinero para adquirir alguna olla de barro, cesta o algún bordado.

Si quieres ir te recomendamos estar muy pendiente pues este evento solo sucede durante su tradicional feria. 

Vista panoramica de Cholula

2.Cuetzalan, Puebla.

En este mismo Estado existe un Pueblo Mágico en el que cada domingo se realiza esta práctica, este día sus calles se llenan de colores por los diferentes bordados tradicionales, aromas únicos y tradicionales de los diferentes productos.  Los marchantes llevan miel, semillas, café, ropa típica, artesanías y otros productos de gran calidad.

Mientras recorres los puestos podrás ir escuchando y conociendo un poco de náhuatl y totonaco. 

Recuerda esto sucede solo los domingos.

3.Tlacolula, Oaxaca.

Este es uno de los tianguis de trueque que más se asemeja a los antiguos, pues  aquí puedes encontrar una extensa gama de productos frescos de la región, además de las semillas y artesanías, algunos llevan carnes frescas, hierba medicinales y otras plantas. 

Lo curioso de este tianguis es que por las mañanas funciona de forma común, es decir el pago por los productos es con dinero pero a partir de las 3 de la tarde cambia y comienza la modalidad de trueque.

De esta forma se conserva la tradición y también se apoya a lo diversos productores.

Ramos de plantas medicinales

4. Ixmiquilpan, Hidalgo
Justo en el corazón del Valle del Mezquital se reúnen comerciantes todos los lunes para exponer sus productos principalmente otomíes. 

Aquí podrás adquirir artesanías hechas de ixtle, el ixtle es una fibra textil vegetal que ha sido usada desde tiempos prehispánicos, además vas a encontrar figuras de barro, especias típicas de la región, flores de ornato y garambullo, esta última es utilizada por los pobladores para la preparación de una bebida tradicional llamada Espíritus, preparada a base de alcohol y hierbas usadas para curar el espanto. 

Fascinante, ¿no crees?.

5. Zacualpan de Amilpas, Morelos
Algunos historiadores afirman que aquí la práctica del trueque data del año 700 A.C, cada domingo al dar las cinco de la mañana, un centenar de hombres y mujeres salen a exponer sus productos en su mayoría originarios de Zacualpan, otros provenientes de poblados vecinos, al dar las seis comienza el intercambio de productos y termina al medio día.

Un dato importante que debe resaltarse es que todo lo que aquí se oferta esta hecho 100% por sus manos, las artesanías son elaboradas con materias primas de el lugar, las frutas y verduras son cosechadas en sus tierras. 

Puedes encontrar productos como frijol, maíz, hojas de maíz, granos, amaranto, café, barro, aguacates, duraznos, higos, pan, curados, en fin la lista sigue y sigue. Todo eso lo puedes cambiar por productos enlatados o de higiene personal

Seguramente te preguntarás cómo se definen los “precios”, pues nuestros ancestros desarrollaron una medición muy sencilla pero eficaz, usando la palma de la mano como unidad de medida es decir; cambiaban todos los granos de frijol que cupieran en una mano por los aguacates que cupieran en la otra.

Aunque en su momento era un método efectivo en la actualidad va un poco más asociado con el valor real del producto. 

Manos con frambuesas

¿Qué dices, te animas a visitar estos lugares? ¿Qué te gustaría intercambiar? Si decides asistir a estos lugares no olvides comentarnos tu experiencia, siempre es muy importante conocerla para enriquecer nuestro contenido y juntos seguir descubriendo la evolución de las cosas que nos rodean.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *