22 abril, 2019

Tips para hacer maquetas escolares

 

La escuela es un lugar que ayuda a que nuestros hijos y  alumnos desarrollen habilidades que les servirán a lo largo de su formación. Aquí tendrán una serie de actividades didácticas para reforzar los conocimientos aprendidos en clase y aplicarlos a situaciones reales, tal es el caso de las maquetas escolares. Esta actividad es muy importante en el desarrollo de los niños, la creación de maquetas les permitirá tener una visión real de los temas que ya se abordaron previamente. Es por ello que traemos para ti algunos consejos en la elaboración de maquetas escolares.

Si eres nuevo en la elaboración de maquetas te darás cuenta que los alumnos llevan maquetas cada vez más creativas y perfeccionadas, pero no debes presionarte por este sentido. Lo primero que se debe hacer en la elaboración de una maqueta es tener una idea clara y sencilla de lo que queremos lograr. Muchas veces, el tratar de hacer algo muy complicado puede hacer que nuestro trabajo se salga de control y no quede terminado.

Será importante entender la finalidad de la maqueta, de esta manera evitaremos dirigir el mensaje de la misma en una dirección inadecuada o errónea. Las maquetas deben de permitir que el niño comprenda el tema que han visto en clase y lo relacione a la vida cotidiana. Debemos recordar que este tipo de actividades se quedarán en su mente y, de esta forma, podemos aprovechar para que sean verdaderos expertos en la materia.

Utiliza los materiales más simples y adecuados para realizar esta actividad. Recuerda que los niños no tienen mucha experiencia en actividades de este tipo y utilizar materiales sencillos podrán hacer que la actividad sea tan divertida como fácil. Estos materiales pueden ser plastilina, palitos de paleta, papel, cartón, mondadientes, algodón y resistol.

Déjalos experimentar. Es importante que echen a volar la imaginación, pues de esta manera desarrollarán su habilidad para resolver situaciones reales y podrán expresarse libremente. Deja que se diviertan mientras hacen esta actividad y únicamente supervisa el correcto uso del material y que el trabajo vaya enfocado al objetivo.

Realiza la actividad con tiempo. Será fundamental comenzar con esta actividad desde un principio y no dejarlo para el último momento, pues puede crearse cierto estrés y hará que los niños no disfruten esta actividad. En cambio, si realizamos esta actividad con tiempo, podremos estar menos estresados y los niños quedarán motivados para su siguiente maqueta.

Como puedes observar, hacer maquetas es una actividad divertida y muy provechosa para nuestros hijos y alumnos. Apoyémoslos con el material adecuado y seamos pacientes para que realicen todas sus actividades con actitud positiva y se diviertan al hacerlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *