16 noviembre, 2018

“Todos los días son nuestros” un imperdible de la literatura contemporánea

Se dice que al leer, uno vive muchas vidas. Al hacerlo uno querrá conocer lugares que jamás pensó ver, llegar a rincones inaccesibles. Leer es poder hacer todo lo que no nos alcanzará a vivir en esta vida. Existen textos que nos reviven y dan esperanza de tiempos mejores. Existen algunos que nos salvan en incluso nos “cachan” en momentos difíciles, uno de ellos es Todos los días son nuestros de Catalina Aguilar Mastretta.

El desamor es un tema gastado, y a pesar de esto, continúan las historias y las ganas de entender a partir de este dolor. No hay receta para el desamor pero este libro está lleno de instantes que, más que escritos para el lector, parecen escritos por él mismo.

La historia cuenta el fin de la relación entre Emiliano y María, no por esta razón el relato se torna triste; incluso puede tornarse jocoso. En su humor, no niega su mexicanidad, ni sus verdades. Catalina logra retratar, sí, un final, pero de una relación que define la personalidad y la perméa de cualidades que sólo el amor otorga de forma innegable.

Quien se haya encontrado en una relación basta de tiempo y apasionada, sabrá que algunos momentos estás arriba, intocable; pero cuando estás abajo, hay algo dentro de ti que te mueve casi sin consentimiento. Cuando alguien se quede a vivir en tu interior es un motor sin dirección.

La fuerza con la que se mueve una relación, no significa que lo pueda todo. A veces ésta te dota de cierta inmunidad o como lo dice la autora: “No porque nos queden cerca la cosas malas, sino porque las buenas empiezan a quedarnos lejos. En el abismo hemos perdido lo espantoso, pero también lo bonito. Todo está junto hasta el fondo, imposible de tocarlo, imposible de separarlo.”

Todos los días son nuestros, es encontrar esperanza en un lugar donde no estás sola pero no te tienes más que a ti misma. Es abrazar la tristeza y renacer en la misma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *